El Tiempo en España

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Ya son 431 los muertos y 7.200 los heridos por el tsunami en Indonesia

También hay muchos desaparecidos y las cifras son aún provisionales. La ola mortal impactó en el Estrecho de Sonda y el origen es la erupción del volcán Anak Krakatoa
Imagen del rastro de destrucción que ha dejado el tsunami | EFE

 

Ya son 431 las personas muertas, 15 siguen desaparecidas y más de 7.600 están heridas en Indonesia a causa del tsunami. La catástrofe tuvo su origen este sábado, 22 de diciembre, hacia las 15:30h hora española, a causa de la erupción del volcán Krakatoa. Se registraron hasta dos grandes olas que impactaron en la costa, siendo la segunda la más destructiva. También hay 46.646 personas de desplazados. 

En este sentido, la zona afectada por el tsunami es el Estrecho de Sonda, justo entre las islas de Java y Sumatra, y, según apuntan las autoridades, la erupción del volcán provocó un desprendimiento de tierra submarina con las consecuentes olas mortales, la segunda de las cuales tuvo una altura de casi 5 metros y arrasó con todo.

 

magen de la erupción del volcán Anak Krakatoa que ha provocado el tsunami | EFE

 

Estos son algunos de los impactantes vídeos del tsunami, uno de los cuales muestra como la ola entra de golpe en un concierto de rock al aire libre que se celebrava en una playa de la provincia de Banten. Dos miembros del grupo murieron:

 

 

El tsunami ha dejado un panorama de destrucción | EFE

 

Zonas totalmente destruidas

Además de la cifra de muertos, que no para de crecer en las últimas horas, el tsunami también ha dejado un rastro de destrucción en la costa, con daños en más de 400 viviendas y cerca de 10 hoteles y embarcaciones. Según el último balance, 92 de las víctimas se han registrado en Pandeglang y 35 en Lampung Sur.

Las autoridades continúan pidiendo a los vecinos y turistas que no se acerquen en esta zona costera, debido a que la alerta por tsunami y fuerte oleaje se mantendrá activa hasta el día de Navidad, el 25 de diciembre, como medida de prevención a la espera de que la actividad del volcán se estabilice.