Confirmado: el abejero europeo, la primera especie autóctona capaz de depredar la avispa asiática

Estas aves son capaces de depredar los nidos de esta especie invasora incluso en los momentos de máxima actividad y productividad de sus colonias
El abejero europeo, el mejor aliado contra la avispa asiática | Agencias

 

En los últimos 15 años, la avispa de origen asiático Vespa velutina, que se alimenta de abejas de la miel, se ha convertido en una de las peores pesadillas de los apicultores españoles, pues sus poblaciones en España no dejan de crecer y cada ejemplar de la especie puede llegar a ingerir entre 25 y 50 abejas al día.

Debido a que se trata de una especie muy voraz y agresiva, los expertos creían que no existía depredador alguno para la velutina. Si bien un estudio publicado el pasado mes de febrero apuntaba que sí, que esta especie invasora formaba parte de la dieta de otro animal, el abejero europeo (Pernis apivorus), un ave rapaz.

 

 

Hasta ahora era una hipótesis. Pero un equipo de investigación del Instituto de Biología Evolutiva (IBE) en Barcelona, un centro mixto del CSIC y la Universidad Pompeu Fabra, ha conseguido demostrar, mediante técnicas genéticas, que el abejero europeo, un ave rapaz diurna, es el mayor enemigo de la avispa asiática en España, ya que son capaces de depredar los nidos activos de la velutina incluso en los momentos de máxima actividad y productividad de sus colonias, que coinciden con los de mayor demanda de alimento del abejero europeo.

El estudio

El abejero se alimenta fundamentalmente de larvas de avispas. Entre el 2011 y el 2018 el equipo de investigación del IBE estudió los nidos de una población de abejero para analizar con qué alimentaban a los polluelos. Los investigadores se sorprendieron cuando, en el 2018, se detectaron fragmentos de avispero con unas celdas de gran tamaño que solo podrían corresponder a la vespa crabro o avispón, muy rara en esa zona, o bien a la avispa asiática.

Los investigadores estudiaron el ADN de las celdas para determinar de qué especie eran los fragmentos hallados en los nidos, y a pesar de que las muestras genéticas se encontraban ya bastante degradadas, se pudo determinar que se trataba sin duda de nidos de velutina.

 

 

«Ya existían indicios y bastantes sospechas de que el abejero europeo podía depredar los nidos de la avispa asiática, pero ahora, gracias a las técnicas genéticas, lo hemos podido demostrar», explica Roger Vila, responsable del estudio. El equipo investigador destaca la rapidez con la que el abejero ha incorporado la velutina a su dieta, puesto que la avispa asiática apenas ha colonizado todavía el entorno de Barcelona. 

El mejor aliado

Estas aves tienen una habilidad extrema para localizar los nidos de las avispas construidos tanto en superficie como bajo tierra, con lo que se erigen como el mejor aliado para controlar la población de la avispa asiática.

El abejero prefiere alimentar a sus crías con avispas que viven en grandes colonias de larga duración, condiciones que cumple la velutina. Además, esta hace un nido muy grande y lo construye habitualmente en las partes altas de los árboles, una ubicación que también favorece al abejero, porque es más segura que la que ofrecen las avispas que anidan en el suelo, donde el ave es más vulnerable a ataques de otros depredadores. 

 

 

Aunque la velutina tiene otros depredadores en el sudeste asiático, de donde es originaria, el abejero europeo es la primera especie autóctona que se conoce en Europa capaz de depredar sobre sus colonias en la época de máxima actividad del avispero. Por ello, los expertos alertan de la necesidad de retirar del medio natural los avisperos tratados con pesticidas, ya que las aves rapaces son muy sensibles a la presencia de estas substancias.