ATENTOS AL CIELO

Luna de hielo: Llega la última luna llena del 2019 y de la década

Las afectaciones del temporal polar irán remitiendo, pero el frío intenso no cede este fin de semana

Mejor día el sábado en el interior de la península y en el norte continuarán las precipitaciones, más irregulares. Sube la TºC y la cota de nieve, aunque el domingo volverá a nevar en muchos puntos del oeste
El sábado será generalmente despejado y frío, y domingo las nubes y la lluvia cubrirá casi todo el país | Pixabay

Este fin de semana no podremos desabrigarnos porque, aunque el temporal polar irá cesando progresivamente, notaremos el ambiente más frío desde que terminó el invierno pasado. Pero el sol deslumbrará los paisajes nevados más que hoy, aunque el domingo volveremos a divisar nubes amenazadoras. Mañana sábado hará un buen día para disfrutar las postales de nieve que ha dejado el temporal polar, sin arriesgarnos porque existe un riesgo elevado de aludes.

Sin embargo, los que vivan en las regiones cantábricas no bajen la guardia que la Aemet todavía mantiene alerta amarilla por nieve, lluvia y frío en esas regiones, pero el tiempo inestable se debilitará. El domingo, un nuevo frente atlántico barrerá la península de oeste a este, mojando gran parte del territorio, excepto el litoral este mediterráneo.

Mapa de alertas meteorológicas para este sábado | AEMET

Sábado para disfrutar el paisaje invernal, mientras que domingo vuelven los chaparrones y el viento

Mapa de previsión para este sábado | AEMET

Durante el fin de semana se espera tiempo inestable con nubosidad abundante y precipitaciones en numerosos puntos de la mitad norte peninsular, y con carácter más disperso también en la mitad sur y en Baleares, donde también son probables algunas tormentas.

Pueden ser persistentes y localmente fuertes en el Cantábrico, mañana sábado de forma irregular y domingo se reactivarán. Las precipitaciones serán de nieve en cotas relativamente bajas para la época del año, a partir de los 700/900 m y subiendo por encima de los 1.000/ 1.200 m el domingo.

Las temperaturas también se mantendrán apreciablemente bajas, golpeándonos mínimas con valores propios de pleno invierno. El sábado las diurnas no superarán los 10ºC en la mitad norte y los 15ºC en la otra mitad. En la costa mediterránea valores frescos, pero más suaves. Domingo los termómetros remontarán 3 o 4ºC más en la mitad oeste y en Andalucía y Comunidad Valenciana, donde localmente podrán alcanzar los 20ºC.

Mapa de las máximas previstas para mañana sábado | AEMET

El viento será predominante de componente oeste, con probabilidad de intervalos fuertes de cierzo en el interior de las comunidades del Levante peninsular este domingo. En Canarias, seguirán los cielos variables, nuboso en la vertiente norte de las islas occidentales y más despejado en el resto, pero sería el sábado el día más húmedo en el norte de las islas montañosas. También el viento se notará racheado si se encuentran en zonas elevadas expuestas al noreste. Todo esto con temperaturas suaves.

 

Posible temporal de vientos ábregos o llovedores la próxima semana

La próxima semana comenzará de nuevo con inestabilidad en el norte peninsular debido al flujo de aire húmedo de origen atlántico que llegará con un par de nuevos frentes. El lunes tregua seca bastante general, después caerán más lluvias en el Cantábrico, incluso puntualmente fuertes, sobre todo en el litoral. Con menor probabilidad e intensidad se pueden producir lluvias y nevadas en los sistemas montañosos Central e Ibérico y en localidades próximas.

Esperamos a partir del miércoles un cambio de vientos por la llegada de una potente borrasca en el suroeste, por lo que esta nueva situación podría traer mucha agua en la parte atlántica sur y en la Andalucía mediterránea y buena parte de la meseta sur. El Cantábrico evitaría este temporal, pero en la cara sur pirenaica nevaría mucho.

 

 

Con este cambio de viento, las temperaturas ascenderán hasta recuperar el ambiente otoñal que debería hacer. En Canarias se espera tiempo relativamente estable, sin descartar algunas precipitaciones débiles y ocasionales en el norte de las islas de mayor relieve y con un ambiente que apenas experimentará cambios.