Llega un fin de semana pasado por agua, pero no lloverá todo el día

El otoño entrará hasta la cocina los próximos días, con una bajada generalizada de las temperaturas hasta valores por debajo de la media y chubascos y tormentas muy intensas en muchas zonas
Los diluvios vuelven al centro del país, como Madrid, este viernes y el sábado en Cataluña | Archivo

 

Este próximo fin de semana despediremos el verano con un ambiente plenamente otoñal en toda la Península. Se descuelga una nueva masa de aire muy inestable y fría que extenderá los chubascos de tarde de esta semana a más zonas el viernes, especialmente al interior del país y las zonas montañosas. Durante el sábado las lluvias más continuadas se centrarán en el nordeste y pueden dejar acumulaciones importantes en extensas zonas de Cataluña, Aragón y Comunidad Valenciana. Sin embargo, por el noroeste entrará un nuevo frente frío.

Domingo progresará esta borrasca atlántica hacia el Mediterráneo, más desgastada en la mitad este, lo que permitirá disfrutar de un día más seco en buena parte de la península, aunque los claros con sol escasearán. Las temperaturas bajarán todo el fin de semana y el domingo será el día más frío de la semana. Solo el área levantina y Andalucía conservarán el ambiente muy suave. Vamos a profundizar por días este cambio de tiempo general.

Mapa de previsión para la tarde de este viernes | AEMET

 

Madrid, Castilla la Mancha y Castilla y León, las regiones más en riesgo el viernes

La llegada de la peor parte de la primera borrasca se espera para la tarde y noche del viernes. El cambio de tiempo respetará en principio buena parte del país por la mañana, solo se esperan algunas lluvias aisladas a primera hora en la cornisa cantábrica y en el nordeste. A lo largo de la mañana crecerán las nubes y durante la tarde empezará a llover en cualquier zona del interior y en las montañas. Será a partir de media tarde cuando caerán aguaceros de forma irregular en el centro.

La Aemet pone alerta naranja por estas severas tormentas en Soria, Madrid, Burgos, Rioja, Navarra, Guadalajara, Toledo y Cuenca. Casi toda la mitad norte de España tiene alerta amarilla. La tarde del viernes se presenta muy complicada, los aguaceros dejarán granizadas y vendavales. La Comunidad Valenciana, Aragón, Málaga y Córdoba también están advertidas por las lluvias intensas, más probables a última hora. Las tormentas serán escasas en los litorales del Cantábrico y de Galicia, este de Cataluña y Baleares.

Mapa de alertas meteorológicas para este viernes | AEMET

 

En Canarias no notarán el cambio de tiempo y continuará luciendo el sol con algunas bandas nubosas. El viento del sur y de este dominará la situación lo que hará subir mucho la temperatura en el Cantábrico y las máximas serán más frescas en el resto. Pero el batacazo fuerte llegará entre el sábado y el domingo.

 

El temporal se intensificará en el tercio este el sábado y remitirá el domingo

Aemet reduce las alertas meteorológicas para sábado a Aragón, Cataluña, Comunidad Valenciana, Castilla la Mancha y al sur-centro de Andalucía. El motivo es que será aquí donde las lluvias serán más fuertes y persistentes. Las tormentas pueden descargar abundantes cantidades de lluvia y a lo largo del día se podrán registrar hasta 100 litros en Cataluña.

Por otro lado, en la mitad oeste hará una primera mitad del sábado más seca y paulatinamente empeorará porque llegará un frente atlántico. La nueva borrasca dejará lluvias localmente fuertes en el sur y oeste de Galicia y norte de Extremadura. Se extenderán lentamente hacia el centro durante la noche. Este frente dejará lluvias más generales en el tercio oeste que la situación de tormentas del viernes. No obstante en el sureste, lluvias muy escasas. En cuanto a las temperaturas, refrescará notablemente en el oeste y noreste y en el resto se mantendrá el ambiente todavía suave.

 

 

Durante el domingo terminará de cruzar el frente atlántico y se abrirán claros por el sur y oeste. Todavía puede llover fuerte en los Pirineos, Cantábrico Oriental y nordeste catalán, donde los vientos húmedos del noroeste persistirán. En Baleares podría caer al principio algún chubasco débil, quizá con tormenta, y en el norte de Canarias es probable que llueva por la tarde.

El ambiente será de pleno otoño en general, con máximas por debajo los 20ºC en el norte y cercanas a los 25ºC en el sur y la costa mediterránea. El viento rolará a oeste y norte en buena parte del país, con rachas fuertes en el mar de Alborán y en el extremo norte. El lunes entramos al otoño con temperaturas recuperándose y el tiempo más estable.

 

Comentarios