INSTAGRAM

🌩 Para ver fenómenos meteorológicos sorprendentes síguenos ¡Pincha aquí!

Las lluvias y las nevadas se retirarán del tercio norte, en un viernes más soleado y plácido

El temporal de viento del suroeste y lluvias abundantes en Pirineos y montañas de la mitad oeste ha dejado acumulaciones de más 150 litros en Huesca, pero lo peor ya ha pasado
Las nubes se resistirán de abandonar la costa cantábrica y montañas de la zona | Alfons Puertas

 

Las predicciones para estos últimos días pronosticaban una buena descarga de precipitaciones en la cara sur del Pirineo central y en las montañas del Sistema Central y en zonas montañosas de Cádiz y Málaga, y en realidad ha llovido más de lo que se esperaba en la principal cordillera del norte peninsular.

En el Valle de Pineta, en Huesca, se han superado en 72 horas los 200 L/m2, en Candanchú, en Formigal y en el valle de Tena los 140 litros. La nevada por encima los 1.800 metros ha sido considerable, con más de 50 cms de nieve nueva, aunque ha precipitado más pero el fuerte viento se lo ha llevado.

Precaución este fin de semana si quieren realizar activadades en la alta montaña, probablemente el riesgo de aludes subirá hasta niveles altos. Las lluvias han reanimado los ríos pirenaicos: el río Cinca, en Escalona, ha aumentado su cabal este mediodía hasta los 232 m3/s y esta avenida del río será absorbido por los embalses, así que no se esperan desbordamientos valle abajo.

 

 

No esperamos que siga lloviendo tanto las próximas horas, aunque esta tarde de jueves está penetrando la descarga fría post-frontal de la borrasca presente. Se podrán añadir unos 20 litros más por chubascos tormentosos aislados en el cuadrante noreste peninsular y en zonas del centro y norte del país. Pero la inestabilidad va a mucho menos este viernes. Toda lluvia y nevada que caiga entre hoy y el viernes, sumará volumen a las reservas de nieve y de los embalses.

 

 

El tiempo soleado y más caluroso se extenderá por el norte

Mapa de la previsión para este viernes | AEMET

 

El viernes el anticiclón se irá imponiendo en la mitad sur peninsular, lo que hará que veamos cielos radiantes acompañados por un aumento de las temperaturas. Sin embargo, seguiremos con nubosidad residual anclada en la costa cantábrica, montes vascos, Pirineos occidentales y otras zonas próximas a la cornisa cantábrica, que podría dejar lloviznas débiles especialmente en esta área la primera mitad del día.

En Canarias veremos cielos cubiertos en la mitad occidental de las islas. En el resto de la Península poco nuboso, con nubes de evolución en la Meseta y valle del Ebro. Puede nevar un poco más en Pirineos a partir de los 1.400 metros.

Solo bajarán las temperaturas en el litoral cantábrico y en puntos de la costa catalana y murciana. En el resto ascenso de hasta 5ºC de las máximas. La situación costera se mantendrá alterada en el mar Cantábrico y en el Atlántico, con rachas fuertes de viento en el litoral norte gallego y cantábrico, así como en cotas elevadas de las Canarias. En Baleares y en general en el Mediterráneo se irá imponiendo la calma.

 

La previsión del fin de semana

De cara al último finde de abril, las temperaturas subirán notablemente, tanto las máximas como las mínimas y se impondrá el tiempo estable. El sábado puede todavía caer alguna lluvia entre Cantabria, País Vasco y Navarra.

Comentarios