Sigue el tiempo anticiclónico y de resfriados este martes, aunque una cola de frente cruza el noroeste

El sol y el fuerte contraste térmico entre la noche y el día dominará en toda España, pero a largo del día las nubes y algunas lluvias cubrirán el norte gallego y cantábrico. Fuerte bajada de TºC en Murcia y sur de Andalucía
El cielo será espectacular los próximos amaneceres y atardeceres, por la presencia de nubes de viento y cirrus | MeteoMoia

 

Termina un lunes ventoso y soleado en el extremo nordeste del país, con rachas que han alcanzado los 100 km/h en el Pirineo oriental y en las Baleares. Por la península se han paseado algunas nubes de viento provocado por las rachas del norte. Por su parte, ha llovido tímidamente en Menorca a primera hora de la mañana.

Sin embargo, en el extremo sur domina el tiempo muy cálido y el viento del oeste, que dispara los termómetros por encima los 34ºC en el oeste de Andalucía y en Extremadura. Estos espectaculares valores en pleno octubre serán muy diferentes mañana, a causa que el viento girará a este y refrescará hasta 10ºC en la costa andaluza mediterránea. Los cielos no cambiarán un pelo en esta zona y gran parte de la mitad sur y este. Fruto de un frente atlántico desgastado, las lluvias volverán a humedecer el rincón noroeste de la península.

Este martes veremos cielos variables en gran parte de España, pero sin consecuencias. El atardecer volverá a ser bastante espectacular, con vistosos colores como los del domingo y el lunes por la mañana. Se espera un día tranquilo en el centro y sur, con más amplitud térmica en el valle del Ebro y en los Pirineos.

En general, las máximas se situarán entre 25 y los 30ºC, incluso por encima en Extremadura y en el valle del Guadalquivir, más de 5ºC por encima la media. Probables nubes bajas o bancos de niebla matinales en el este.

Mapa de previsión para este martes | AEMET

 

Lluvias poco importantes cruzando Galicia y la cornisa cantábrica

Con la entrada de un frente atlántico poco activo por el noroeste, las precipitaciones mojarán el norte de Galicia y se extenderán a lo largo del día por el Cantábrico. De forma más débil y dispersa también podrán afectar al sur de Galicia, extremo norte de Castilla y León y áreas montañosas cántabras. En el País Vasco, Navarra, la Rioja y en la meseta norte volverá a hacer un día caluroso de finales de verano. Al haber más nubes en el noroeste, refrescará ligeramente en Galicia.

En cuanto al viento, soplará el Levante fuerte en Cádiz y en la zona del Estrecho. Rolarán a norte y oeste en los litorales gallegos y norte a causa del sistema frontal. Alisios en Canarias que producirán intervalos de nubes bajas en el norte de Canarias. El temporal marítimo en el norte de Mallorca remite este martes.

 

 

Las precipitaciones cesan en el oeste y aparecerán en la cara norte de Pirineos y en Cataluña

El miércoles seguirán las nubes concentradas en Galicia y en el Cantábrico, cubriendo el cielo y descargando chubascos intermitentes en el área del Golfo de Vizcaya, Navarra y La Rioja, cesando al final del día. En Pirineos y en el noreste catalán, los chubascos tormentosos ganarán terreno. Los cielos se mantendrán poco nubosos, con los habituales bancos de nubes bajas o nieblas por la mañana y al atardecer en la costa mediterránea.

Se prevé un descenso muy notable de las máximas en toda la mitad norte, como también de las mínimas en los macizos montañosos. Volverá el ambiente propio de otoño en el norte, mientras que el veroño continuará en todo el sur y centro. De cara al jueves, la inestabilidad y el ambiente nuboso se limitaría a afectar la zona mediterránea, donde también se diluirá el calor atípico de los días pasados. Parece que las noches quieren ser más frías a medida que avance la semana.